/head>

En todo el lío de Facebook y su Facebookgate o Facegate ha aparecido el nombre de Cambridge Analytica empresa dedicada al análisis de datos para el desarrollo de campañas. Probablemente en la mente de todos está la forma de operar de esta compañía con estorsiones, prostitutas y malas artes varias. Sin embargo yo me quedo con lo que se supone que ha hecho esta empresa con los datos de millones de usuarios de Facebook, los análisis llevados a cabo por Cambridge Analytica han influido en la campaña presidencial de Estados Unidos y en el referéndum por el Brexit. Es decir, gestión de grandes volúmenes de datos y métodos de análisis (no sé si avanzados o no) son capaces de poner y quitar presidentes de la democracia más importante del mundo.

Si una muestra de datos, una muestra de usuarios de Facebook (porque sólo es una pequeña parte) provoca ese tipo de “terremotos” electorales ¿os imagináis que se puede hacer con nuestros datos de Facebook? Pues eso, inimaginable. Pueden hacer series a nuestro gusto, saber si pueden darnos un préstamo, determinar el precio de nuestro seguro de vida, pueden saber lo que necesitamos incluso antes de necesitarlo. Una pequeña parte de lo que sabe Facebook de nosotros porque somos nosotros los que hacemos Facebook. En el momento de escribir estas líneas Facebook está bajando su cotización bursátil, y yo opino que debería subir porque acaba de demostrar su potencial: Una red social que puede sacar a millones de británicos de la Unión Europea para hacer más grande a los enemigos de la Unión.

Podemos pensar que es el momento de poner control, de regular, que estamos trabajando en directrices del tipo GDPR que protege nuestra privacidad, que las multas pueden poner coto a este tipo de actuaciones. ¿Poner control a la publicación libre de una opinión? Podemos poner control al uso de esa información, pero ese concepto de “uso” es el que puede ser más difuso desde el momento en el que entra en juego el uso de datos anónimos. Ejemplo, si no das tu consentimiento expreso para que tu información pueda ser usada te cobro por el servicio, si das ese consentimiento el servicio será gratuito, yo te garantizo que eres un elemento anónimo. Y muchos anónimos han puesto como presidente del gobierno de Estados Unidos a Donald Trump.

Para mi todo esto no son malas noticias, se acaba de demostrar que mi trabajo y el de otros muchos mineros de datos, data scientist, gestores de la información… funciona ¡y de qué manera! Yo ya lo sabía porque ya son años haciendo que grandes compañías gasten menos o ganen más con datos. Y por cierto, no estaría mal que Cambridge Analytica compartiera su trabajo en github.

Un pensamiento para “Facebook y su Facebookgate son buenas noticias para el data scientist y para el oficio en general”

  • Juan

    Hola rvaquerizo,

    Soy economista y trabajo manejando bases de datos. Es decir, soy consciente de lo que ellos son capaces de hacer, supongo que al igual que usted. Pero mi pregunta es ¿a usted realmente no le preocupa el uso que las empresas privadas puedan dar a esos datos? O sea, que una empresa privada como Cambridge Analytica emplee información personal (que sea privada o no, al fin y al cabo dejará de importar, porque como dice usted las personas darán permiso para que las empresas usen sus datos a cambio de productos o servicios más baratos) con el objetivo de poner a un señor que quiere restringir las libertades democráticas y dar margen de acción a multinacionales cuyo único objetivo es el beneficio sin importarles el aumento de la desigualdad económica que está ocurriendo desde los ’80 debido a que el libremercado favorece la concentración de riquezas en clases altas y flexibiliza el mercado laboral obligando a las clases medias y bajas a aceptar salarios más bajos (y como resultado, menos clase media y una distribución de salarios y riquezas más polarizada). ¿Realmente le importa a usted más el hecho de que el data science sea capaz de hacer cosas impresionantes a que ese data science se use con fines perjudiciales para la población? ¿Realmente cree usted que no debe haber ni pizca de ética, de saber qué está mal y qué está bien, de ayudar a los que no han elegido nacer en barrios marginales o a los que han nacido en barrios de clase alta? ¿Realmente cree usted que esto es una buena noticia para la población mundial? Mezclar el Data Science con el marketing y las técnicas de ventas que tratan de manipular el subconsciente y las emociones es lo más horrible que verá la humanidad en el s. XXI. Son personas como usted las que la humanidad necesita para que el data sciencie se use para ayudar a la humanidad, de una forma ética, no para controlar sus patrones de consumo con el fin de convencerles, sin que ellos sean conscientes (sin que racionalmente lo analicen, sino que provenga de sus respuestas neuronales o emociones), de que tienen que comprar cosas que realmente no necesitan para ser felices. Cuando llegue ese momento, usted será consciente, pero la mayoría de la humanidad no. Usted prodrá elegir si ayudarlos o condenarlos.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *